“Los fans se quejan porque los llenan de spoilers en internet… pero… no los pueden spoilerear si ya saben todo lo que va a pasar en la película desde antes de verla…” —Disney

Poster de Solo

Reseña de Solo de Ron Howard

Han (Alden Ehrenreich) y Qi’ra (Emilia Clarke) son un par de jóvenes que intentan sobrevivir robando lo que pueden en el implacable planeta Corellia, manteniendo siempre el sueño de algún día surcar el espacio juntos. Sin embargo, al fracasar en la misión que debería ser su boleto de salida, se ven obligados a huir precipitadamente del lugar.

Han y Qi'ra en Solo

Han al lado de una chica que no es Leia Organa.

¿Podrán Han y Qi’ra, después de tantas dificultades, vivir juntos y felices mientras surcan el espacio infinito?

No, no van a poder. Han sí va a viajar por el espacio, pero no con Qi’ra, sino con Chewbacca, y si tendrá una historia romántica feliz no será tampoco con la intrépida Corelliana, sino con Leia Organa.

Lo anterior, que sonaría como un spoiler terrible, en realidad no lo es, es parte de la trama de Star Wars, una de las historias de mayor impacto cultural de los últimos 50 años.

Beckett en Solo

Un personaje con tan poca relevancia, que su nombre nunca es mencionado durante toda la saga de Star Wars

Y si ya se lo que va a pasar, y lo que no va a pasar, durante la película de Solo, la pregunta lógica sería, ¿cuál es el punto de su existencia?

Alguien podría pensar: “Bueno, aunque ya sabemos lo que va a ocurrir en el futuro, lo importante, la mayoría de las veces, no es la historia en sí, sino la forma en la que se cuenta”. Pero el detalle es que, por la forma en la que se cimenta el personaje de Han Solo durante Star Wars, una precuela de su vida sencillamente no puede ser interesante. Me explico:

Dryden Vos en Solo

Pregúntenle a Darth Vader si siquiera ha oído hablar de este villano, su respuesta será ahorcarlos con el lado oscuro de la fuerza por hacerle perder su tiempo con preguntas intrascendentes.

Cuando Luke se encuentra a Han Solo, el sujeto es un don nadie, un don nadie carismático, pero un don nadie al fin. Quizá es relativamente famoso (o infame) entre los contrabandistas, y quizá conozca a un sujeto que tiene una ciudad en las nubes, pero lo verdaderamente importante en su vida, la batalla por la galaxia, esta guerra milenaria entre Jedi y Sith de la que se vuelve parte, el conocer al amor de su vida, todo eso ocurre hasta después de su encuentro con Luke en la cantina en Tatooine. Y es que ese es justamente el papel, la función, el alma de ese personaje, el ser un don nadie, un indiferente canalla ajeno a la guerra galáctica, que poco a poco se ve involucrado directamente en estos sucesos, hasta que llega el punto de tomar la lucha como una guerra personal. En otras palabras, el tener un Han Solo heróico en su juventud, o siquiera relevante a un nivel galáctico, va en contra del personaje introducido en Star Wars que todos llegamos a amar.

Entonces, si lo más relevante de Han Solo ocurre durante la trilogía original de Star Wars, y el agregarle sucesos relevantes a su pasado no hace otra cosa que dañar al personaje y su arco como héroe,  ¿cuál es el punto de esta película? Pues el punto es ordeñar la franquicia de Star Wars, el tomar un personaje culturalmente relevante, como Solo, y usarlo como gancho para vender entradas. No hay más.

Dinero en Solo

Descripción gráfica de Disney tomando el dinero de los fans de Star Was

Vamos a hacer a un lado el hecho de que Ehrenreich interpreta un Harrison Ford joven (ya que eso es básicamente el personaje de Han Solo) de una forma mediocre, y en cambio, resaltar que la cinta tiene un enorme valor de producción, comedia, acción, y hasta un par de escenas sobresalientes. Sin embargo,  por ser una película que no sólo no tiene nada que contar, sino que cualquier cosa que intentaran inventarle dañaría al personaje original, Solo se lleva la infame calificación de 0 marmotas. ¿Por qué tanta violencia? Porque Solo es una película que sencillamente nunca debió existir.

Cero marmotas


Déjanos un comentario a travéz de facebook